“Nuestro objetivo final es nada menos que lograr la integración del cine latinoamericano. Así de simple, y así de desmesurado”.
Gabriel García Márquez

NOTICIA


  • Joanna Lombardi: sueños de cine
    Por Óscar Miranda

    El 17 de noviembre de 2016, la directora peruana Joanna Lombardi estrena Solos, una divertida road movie que explora la vida de los cineastas cuyas películas son fracasos en taquilla. ¿Vale la pena hacer cine si nadie te va a ver? Solos es protagonizada por Wendy Vásquez, Rodrigo Palacios, Diego Lombardi y Alberto Rojas. La cinta fue filmada por dos semanas en Tingo María y alrededores.

    ¿Qué haces?

    Te montas en una camioneta, con tus amigos, una pantalla inflable y tu cinta y te vas al interior del país, a mostrarla en esos pueblos recónditos adonde nunca llega el cine.

    Esta es, en resumen, la trama de Solos (2015), la segunda película de la cineasta Joanna Lombardi, que se estrena el 17 en salas locales. Y sí, en buena medida está basada en su propia experiencia.

    Hace tres años, Lombardi estrenó en Lima su ópera prima, Casadentro (2013). La película había sido aplaudida y había ganado premios en diversos festivales del extranjero. Pero aquí muy poca gente –casi nadie, dice ella– la vio.

    Y eso la sorprendió y le generó muchas preguntas.

    ¿Por qué hacer cine? ¿Para quiénes? ¿Para el público? ¿Para uno mismo? ¿Vale la pena hacer películas aunque uno sepa que casi nadie las va a ver? ¿Por qué persistir?

    ¿Por qué?

    Solos es Joanna Lombardi intentando responder a esas preguntas. Pero también son sus actores –Wendy Vásquez, Diego Lombardi, Rodrigo Palacios y el argentino Alberto Rojas Apel–, que, en una audaz decisión del guion, trasladan a sus personajes sus propias dudas vocacionales y sus reflexiones en torno a la difícil tarea de hacer cine –y cultura, en general– en este país.

    Y aunque contado de esta forma podría parecer que se trata de un filme serio y pretencioso, la cineasta dice que le ha salido una película divertida, al punto que en varios festivales donde la ha exhibido la han catalogado como una comedia.

    Una comedia de amigos. Una road movie a la peruana.

    El cine que ella no hará

    Joanna Lombardi es una figura singular dentro de la industria cinematográfica nacional.

    Es cineasta, por supuesto, con dos películas hechas y al menos un par más en planes.

    Pero, además, es la gerenta de Producción de Tondero, la productora más importante del país, creadora de megaéxitos como ¡Asu Mare! (1 y 2), A los 40 y Locos de Amor. Es hija del cineasta Francisco Lombardi y de la guionista Giovanna Pollarolo y hermana del actor Diego Lombardi. Puede que pocas personas conozcan la industria tan bien como ella.

    —Yo nunca haría una película para que la gente vaya al cine– dice, respondiendo a la pregunta de si acomodaría su obra para hacerla más accesible al espectador.

    —Claro, acá (en Tondero) trabajo con miles de películas que me gustan. Pero yo no las dirigiría.

    Tondero no solo hace cine comercial. También coproduce filmes independientes, como El elefante desaparecido, Magallanes y las propias cintas de Lombardi. Asegura su financiamiento ofreciendo a las marcas paquetes anuales: "te vendo Locos de amor pero también me compras Guerrero, Solos y todas las demás".De esa forma apoya las propuestas de autor, minoritarias pero muchas de ellas interesantes.

    Pero resuelto el tema del financiamiento, siempre queda la cuestión de la baja audiencia. No es un fenómeno peruano. Lombardi dice que les pasa a todos los cineastas independientes de la región.

    Por eso resulta tan interesante la propuesta que llevó al Ministerio de Cultura y que le hizo ganar el Concurso de Proyectos de Distribución de Largometraje 2016: llevar la cinta a un circuito alternativo al de las salas comerciales.

    Solos se estrenará el jueves en media docena de salas. Debería permanecer al menos dos semanas (hay que ir a verla). Pero una vez que salga del circuito comercial, Lombardi la proyectará en funciones al aire libre en varios distritos de Lima, usando la pantalla inflable que usó en la película. Luego de eso, la llevará a provincias (en Tingo María, donde se filmó, la esperan con ansias). La película no "morirá" a las dos semanas, después de tantos años de trabajo. Su vida útil se alargará en el tiempo.

    —La idea es crear un nuevo circuito, no solo para Solos sino también para otras películas independientes, explica la cineasta. —Sería lindo que la gente se acostumbre a ver cine en estos otros espacios.

    (Fuente: larepublica.pe)


BUSQUEDA DE TEXTOS









RECIBA NUESTRO BOLETIN

APOYO DE
COLABORACION
Copyright © 2017 Fundación del Nuevo Cine Latinoamericano. Todos los derechos reservados.
©Bootstrap, Copyright 2013 Twitter, Inc under the Apache 2.0 license.