“Nuestro objetivo final es nada menos que lograr la integración del cine latinoamericano. Así de simple, y así de desmesurado”.
Gabriel García Márquez
Presidente (1927-2014)

NOTICIA


  • El cine de Alexandra Cuesta es premiado por el Guggenheim

    La cineasta ecuatoriana-estadounidense Alexandra Cuesta piensa usar esta beca para explorar los diálogos que se generan entre la realidad y la ficción. Su lugar de narración será Susudel, comunidad andina. Este último año la ecuatoriana-estadounidense Alexandra Cuesta ha acentuado su ritmo de vida de gitana. Ahora mismo, mientras atiende una entrevista de este diario, está en medio del bosque, en la biblioteca del campus donde funciona la residencia MacDowell Colony, en un pequeño poblado de Estados Unidos.

    Por dos meses su vida transcurrirá en delimitar una serie de imágenes personales en Chile y Japón, grabadas en el último año, con su cámara Bolex de 16 milímetros. Se trata de una especie de diario fílmico que aún está en proceso. En su rutina de las dos últimas semanas en esta residencia, donde solo tiene un lugar físico para recibir señales digitales, le llegó una noticia que aún no cree: ganó una beca del museo Guggenheim para desarrollar su próximo proyecto fílmico.

    Este incentivo a artistas, investigadores y científicos en distintos campos se entrega desde 1925 por la Fundación John Simon Guggenheim. Este año, un jurado decidió entre una gran cantidad de participantes entregar 173 becas. El reconocimiento, más que considerar una propuesta se otorga sobre la base de logros y lo que el jurado considera que tienen los realizadores para ofrecer en el futuro. La realizadora audiovisual postuló a esta beca sin decirle a nadie, dentro del concurso para Estados Unidos y Canadá. Cuando le notificaron que su trabajo estaba entre los finalistas pensó poco en las probabilidades que tenía de ganar, hasta que finalmente le dieron la noticia un poco más tarde de lo esperado y cuando pensaba que los resultados no habían fallado a su favor, en medio de la residencia artística en la que se encuentra.

    En su categoría de filme-video hay otros doce ganadores y es la segunda ecuatoriana en recibir este reconocimiento. La primera fue Gabriela Alemán, como escritora, y cuando el museo abría la postulación para artistas fuera de Estados Unidos y Canadá.

    Desde que Cuesta empezó a hacer cine se ha impuesto sus propias limitaciones. Además de registrar imágenes con un material que es caro –y por ello escaso–, se plantea, como hizo en su filme Territorio, con cámara fija, tomas cerradas o la ausencia de un guion. En cada nuevo proyecto, Cuesta se propone encontrar el sentido del material mientras trabaja en ello, con perspectivas sobre lo que quiere hacer. Eso define el momento en el que va a empezar a grabar. Cree que las limitaciones que se impone le abren las posibilidades hacia nuevas formas de narrar e imaginar. El trabajo de esta cineasta residente en Estados Unidos se centra en la multiplicidad de la mirada, en buscar más allá del lugar de origen. Su forma de observar la realidad se basa en la tensión entre lo conocido y lo desconocido. Reconoce que lo siente así aún en su propio territorio, en Ecuador.

    Esa perspectiva borrosa que siente sobre la identidad le permite mirar como cineasta desde diferentes puntos de vista. “Creo que eso es lo que hace interesante a mi trabajo, no tener un sentido totalitario, todo es más abierto”, dice. Con la beca del Guggenheim se ha propuesto documentar y abrir su trabajo a la ficción, género que antes no le interesaba y que piensa que puede abordarse de otra forma. Posiblemente utilizará la beca para documentar Susudel, un territorio andino habitado por longevos que trabajan la tierra como si fuera un huasipungo. Allí, más que pensar en la realidad, Cuesta quiere encontrar esos límites entre la ficción y la vida cotidiana que existe en el pensamiento de sus habitantes, en los sueños que tienen.

    (I) Festivales Filmografía Obtuvo reconocimientos en el FID Marseille, Cinema Du Reel, New York Film Festival, Bienal de Cuenca, Viennale, Palacio Nacional de Bellas Artes, FIC Valdivia, BAFICI, Festival de Cine de La Habana, Queens Museum of Art. 13 realizadores de filme-video recibieron la beca de la Fundación Guggenheim en la selección anual. Sobre su obra La crítica de cine Nicole Brenez dice que Cuesta “tiene la capacidad de develar la asombrosa ‘gloria’ de lo cotidiano”.

    (Fuente: www.eltelegrafo.com.ec)


BUSQUEDA DE TEXTOS









RECIBA NUESTRO BOLETIN

APOYO DE
COLABORACION
Copyright © 2018 Fundación del Nuevo Cine Latinoamericano. Todos los derechos reservados.
©Bootstrap, Copyright 2013 Twitter, Inc under the Apache 2.0 license.